Biopoéticas

Biopoéticas despliega gestos pertenecientes a la bioacústica de aves presentes en el área metropolitana de Monterrey y sus alrededores, en los que métodos científicos dialogan y negocian con gestos visuales y experimentales del arte contemporáneo.

En Biopoéticas 1 registros sonoros realizados durante los primeros meses de confinamiento por la emergencia sanitaria del COVID 19, componen una pieza sonora que luego es instalada en un parque de la ciudad interactuando con traseuntes y habitantes no humanos. Un ejercicio sonoro en el que se negocian gestos musicales en la búsqueda de acordes emitidos por el canto de un audubon oriole de igual manera que muchas otras aves imitan cantos de otros como proceso de supervivencia, adaptación y depredación.

En Biopoéticas 2: GRITOS, CHILLIDOS, GRAZNIDOS, CHIRRIDOS, BARULLOS Y OTROS COTORREOS Trinar, cantar, gorjear, piar, zurear, arrullar, graznar, trisar, crascitar, gemir, crotorar, cacarear, cuchichiar, titar, parpar, gruir, gañir, pipiar se convierten en algunas maneras de enunciar el sonido de las aves señalando capas históricas y sociales de nuestras relaciones con estos seres no humanos.


Por su parte el ejercicio científico, traduce la señal digital a visualizaciones de sus cambios temporales y tonales, permitiendo otras correlaciones con sus cantos. Este proyecto se pregunta por integrar la imagen de la ciencia a saberes y apreciaciones populares. El proyecto busca encontrar espacios de diálogo que señalen el sentido común de las artes, la ciencia, la vida misma y nuestras intrincadas relaciones con el entorno.

Este proyecto fue presentado en el espacio Transliterado en Monterrey Mèxico bajo la curadurìa he invitaciòn de Eliud Nava y en el proyecto Escuchar la calle producido por el espacio ERROR con el apoyo de la fundaciòn JUMEX

En Biopoéticas 3: el estudio de las aves y sus cantos accede a planos de la experiencia y la observación propios de la producción artística a través de piezas gráficas, cerámica, dibujo, video y arte sonoro. Entender y recordar el canto de las aves, nos acerca a estos cuerpos sonoros con los que habitamos el espacio recordando la fragilidad de la vida misma. El proceso de obtención de datos y desarrollo de la investigación en este proyecto establece relaciones dinámicas con otros individuos expertos y no expertos posibilitando el intercambio de saberes y relaciones con la naturaleza. A partir de estas dinámicas grupales se establecen relaciones con estos habitantes no humanos y se construyen puentes que abren imaginarios en torno a la comunicación entre especies.